Cómo disfrutar divulgando la acuicultura

Cuando te invitan a preparar una sesión, una conferencia, un taller, un campus de formación... ¿Un campus de formación? piensas: a) que ilusión, alguien que se acuerda de mí y cree que puedo aportar algo y b) que responsabilidad.

Cuando la gente de Plàncton me contactó para que participase como experto en el proyecto de Escoles Blaves y me dijeron de qué iba pensé: a) que responsabilidad, b) que gustazo poder hacer esto y c) gracias, gracias, gracias por acordarse de este mortal.

Recapitulo, ¿un proyecto divulgativo que pretende acercar el mar y la investigación marina a diferentes públicos y centrado en las Terres de l'Ebre? ¿Un proyecto financiado por la Fundación Española para la Ciencia y Tecnología, FECYT, y con el aval del Departament d'Essenyament de la Generalitat de Catalunya? ¿Un proyecto que quiere introducir las ciencias marinas en los centros educativos? ¿Un proyecto que quiere poner el territorio en el mapa y ser centro neurálgico de la difusión científica?

Un caramelo para los que nos dedicamos a esta actividad.

¡Me apunto!

He disfrutado como un loco compartiendo cuatro horas con profes de 8 institutos de les Terres de l'Ebre, biólogos, físicos y químicos, que se dedican a la docencia pero que tiene ansia por conocer y transformar la educación.

Un profesorado que no se conforma con los recursos que disponen, sino que buscan nuevas herramientas para acercarlas a los alumnos. Un profesorado, curioso hasta extremos que compromete, que te hacen sacar aquello que no tienes.

Creo que nuestros chavales están en buenas manos. 

Felicidades por el proyecto y gracias por la posibilidad de ser una pequeña parte.




Comentarios